Fedeto considera que las nuevas ayudas discriminan a los empresarios que asumieron sus compromisos con los proveedores

Fedeto considera que las nuevas ayudas discriminan a los empresarios que asumieron sus compromisos con los proveedores

Cara y cruz de las subvenciones aprobadas en Castilla-La Mancha, perversamente condicionadas por el gobierno de España

10 de junio 2021

Fedeto solicita que rectifique y permita a las CCAA que regulen las ayudas de la manera más conveniente para su tejido empresarial

Las ayudas para pymes y autónomos que acaba de publicar la JCCM pueden ser valoradas desde dos puntos de vista.

En la parte positiva destacamos que la JCCM ha incluido en las ayudas a todos aquellos sectores empresariales que el gobierno de España había excluido en su decreto nacional. Esto lo ha podido hacer la JCCM porque ese decreto la facultaba para poder hacerlo.

Desde el punto de vista negativo, tenemos que destacar dos aspectos discriminativos, que derivan del decreto nacional y que la JCCM no tiene competencia para modificar:

Por una parte sólo pueden ser beneficiarios de las ayudas aquellas pymes y autónomos que tengan deudas pendientes de pago. De modo que quedan excluidos de las ayudas quienes durante la pandemia hicieron frente a sus pagos puntualmente, contribuyendo a mover la economía y a evitar una escalada de impagos.

Esta norma penaliza a las pymes y autónomos que asumieron sus compromisos económicos pendientes. Puede darse el caso paradójico de que una empresa que hubiera gestionado sus pagos al detalle, pero a la que debieran ciertas cantidades de dinero, no obtengan ayudas, mientras que su deudor sí las cobre.

Por otra parte, a los autónomos que cotizan en módulos se les destina una ayuda de hasta 3.000€, lo que resulta igualmente discriminatorio.

Lo deseable hubiera sido que el gobierno de España diera competencia a la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha para que evitara que esto sucediera. Pero no lo ha hecho.

Fedeto considera que el gobierno de España debe rectificar su decreto nacional y permitir a las comunidades autónomas que regulen estas ayudas de la forma más conveniente para sus pymes y autónomos.